¡¡¡Germinador de semillas por 0 euros!!!

Germinador de semillas casero a partir de materiales reciclados

El diseño del germinador no podría ser mejor…

Yo creo que los que ya tenemos cierta edad, y los más jóvenes también, podemos decir que conocemos los brotes de soja de toda la vida. Pero ahora va y resulta que se ha puesto de moda comer brotes de casi cualquier cosa: Alfalfa, alholva, rabanitos, son las semillas preferidas para germinar. Para satisfacer las ansias infantófagas existe lo que se llama germinador de semillas, que no son sino aparatitos más o menos sofisticados que te permiten cultivar fácilmente tus brotes de semillas. Ahora bien, estas bandejas germinadoras cuestan entre 3 (modelo simple, simple, simple) y 60 o 70 euros (las más sofisticadas, con termostato, etc…)

Os presento en esta ocasión una manera de haceros con una bandeja germinadora de prestaciones razonables y, lo que es mejor, con relación efectividad/coste infinita, habida cuenta de que su precio es de ¡¡¡¡cero euros!!!! …

Tu germinador de semillas, gratis total…

Bueno, o casi… porque para fabricarlo vamos a hacer uso de las bandejas de las tartas y brazos de gitano de Mercadona. O de tu pastelería favorita, con tal de que tengan una parte inferior de plástico y otra superior que la cubre de plástico transparente. Es una buena opción para que ese plástico vuelva a ser útil antes de convertirse, probablemente, en un poquito de humo y otro poquito de electricidad… si es que llega a convertirse en algo de electricidad. Si eres vegetariano estricto, consulta con tu gurú o con el encargado del herbolario para ver si puedes comerte el brazo de gitano. Si es que no, me llamas y ya te quito yo el disgusto…

Fabricación de la bandeja germinadora.

La confección del germinador de semillas es muy sencilla: Lávalo bien y sécalo. Puedes hacerle algún orificio de ventilación si lo deseas, aunque no es necesario y ayuda a mantener la humedad en las semillas.

El uso es muy sencillo también. EN primer lugar pones las semillas de tu elección a remojo durante unas horas o una noche entera. Después, las escurres bien y las pones en el germinador de semillas poniéndole un poco de papel de cocina en el fondo. Si conoces un medio de obtener una rejilla de plástico o inoxidable para poner en el fonde, mejor. La cosa es que las semillas tengan humedad pero no estén sumegidas en agua.

Cómo germinar las semillas

Germinador de semilla con habas adzuki germinando

En pocas horas, las semillas comienzan a germinar…

Yo al principio las dejo unpoco en oscuridad, sobre todo para que los tallos salgan larguitos hacia arriba y se favorezca la germinación. De vez en cuando, comprueba que no se hayan quedado secas (lo que no debería suceder al estar tapado, pero puede ser necesario que salpiques un poquito las semillas con agua…

Las puedes recoger todas de golpe si quieres, o puedes ir haciendo cosechas diariamente hasta que todas hayan germinado; no obstante, lo más normal es que se te adelanten unas pocas pero la mayoría germinan al mismo tiempo.

Después, ya es cosa de usarlos como es típico en ensaladas, pero yo por ejemplo el otro día se los añadí rehogaditos con ajo a una acelgas y estaban de muerte. Y próximamente, pienso hacer tortilla con ellos.Y es posible que me lance a hacer una suerte de hamburguesas vegetales con ellos.

En cuanto a qué semillas germinar… pues lo que está de moda es la alfalfa, el brócoli… la rúcula… Pero como está de moda, pues te cuestan un ojo de la cara, en plan dos euros 50 gramos, etc. Yo paso de esto y germino habas adzuki, lentejas de toda la vida (creo que va mejor la francesa, pues tiene la piel más robusta y hay menos fallos)…y además, el precio es despreciable (¿un kilo un euro?) Si te echas unos gramitos de semillitas de alfalfita en tu ensaladita… pues como que me sabe a poquito. Pero si te calzas una tortilla de germinado de lentejas abundante… ¡eso alimenta!

No quisiera acabar el artículo sin dejaros un enlace a una buena página de recetas con germinados. Merece la pena echarle un ojo. Yo procuraré poneros alguna receta más adelante.

Pues nada, ya sabéis los pasos: Primero os coméis el brazo de gitano. Luego fabricáis vuestro germinador de semillas y después… ¡¡¡a germinar!!!

Ensalada de pepino: Fresquito en la mesa

Ensalada murciana de pepino
Ensalada murciana de pepino

Cuenco de ensalada de pepino esperando a su afortunado comensal

Os voy a dar esta vez la receta de un riquísimo primer plato sobre todo para estos meses de calor. Ya os digo que este plato suele sorprender a la gente la primera vez que lo toma, porque acostumbrados al slurry gazpachil, la desprecian pensado que la ensalada de pepino es como cuando naufragó el Titanic y había cosas flotando por todas partes. Lo que no saben es que una vez que prueben la ensalada de pepino… volverán. Ensalada, sí, pero se come con cuchara y tiene caldito. Ensalada de pepino… también. Pero acompañado de tomate y otras cositas.

El origen de la ensalada de pepino

Es curioso, pero mi conocimiento de la ensalada de pepino, como de otros platos de cocina igual de ricos que la ensalada de pepino, viene de haberlo comido desde pequeñito ya que se toma frecuentemente en la zona de origen de mis padres, el Valle de Ricote, en Murcia. Pero un buen día que me llevé un tupperal trabajo, uno de mis compañeros me dijo que eso era gazpacho alentejano… gazpacho alentejano ¡¡y un huevo!!… pero he comprobado que es verdad. Es curioso que dos zonas tan alejadas geográficamente (el Alentejo en Portugal y Murcia en el levante español) compartan una parte tan concreta de sus gastronomías. Parecida sorpresa me llevé, una vez que visité Barcelona, con una manera muy concreta de preparar las patatas asadas, pero eso es otra historia…

Aun así siempre defenderé a capa y espada que la ensalada de pepino es la única y original.

A mí me encanta este plato porque  la ensalada de pepino es una alternativa muuuy rica al gazpacho y al salmorejo, y muchísimo mas refrescante que estos dos pilares de la cocina española del verano. Y por si fuera poco, y os lo digo por experiencia, se puede preparar para todos los gustos: Puedes separar, por ejemplo, la cebolla y el ajo del resto de la ensalada de pepino para aquellos que no les guste.

Ensalada de pepino
Tipo de Receta: Primer plato
Tiempo Prep.: 
Tiempo Cocina: 
Tiempo Total: 
Raciones: 6
 
Una sopa fría ideal para el verano
Ingredientes
  • 4 tomates maduros
  • 3 pepinos medianos
  • Media cebolla
  • Un diente de ajo
  • Orégano al gusto
  • Aceite de Oliva
  • Vinagre
  • Agua fresca
Instrucciones
  1. Se pican los tomates, los pepinos y la cebolla
  2. Se machaca el ajo o, mejor, se prensa con una prensa de ajos
  3. Se ponen en un bol los vegetales picados.
  4. Se le añade el ajo y el orégano y la sal.
  5. Se le añade el aceite y el vinagre por encima.
  6. Se añade agua bien fría hasta cubrir bien las verduras y que quede un caldo abundante.
  7. ¡¡Listo para consumir!!
Notas
Para que quede buena, buena, es mejor prepararla con antelación y dejar los vegetales picados en el frigorífico unas horas para que liberen bien sus sabores, antes de añadir el agua a la ensalada de pepino. Una vez que se le añade el agua, es conveniente probar el caldo y rectificar el punto de sal.

Por cierto, lo mejor de la ensalada de pepino viene al final… ¡¡¡hay que tomarse el caldito fresco que esta delicioso!!!!